Dando una segunda vida al plástico evitamos que acabe en el mar

Fecha: 2018/10/03 | Reciclar

Consejos para dar una segunda vida al plástico

El plástico es uno de los materiales más demonizados. Quizá se deba a esas terribles imágenes que aparecen en los medios en las que se ven las islas de desechos que se han formado en los océanos. Efectivamente, esos vórtices de plásticos son uno de los problemas ambientales más difíciles de resolver. Y, sin duda, una de las más eficientes formas de ayudar es dar una segunda vida al plástico para que no acabe en la basura y, en el peor de los casos, en el mar.

Si cuentas con conciencia ecológica seguro que tiras las botellas de plástico (y cualquier objeto fabricado con este material) al contenedor amarillo. Pero puedes hacer algo aún mejor: reutilizar esas botellas. Fácilmente, puedes usarlas como recipientes. Pero hay muchas otras opciones. El límite es tu imaginación y, la clave, cortar las botellas o unir varias para crear la forma deseada.

En el hogar

Puedes usar las botellas de plástico como maceteros, realizando un corte vertical u horizontal, dependiendo de si vas a colocarlas en el suelo o a colgarlas en la pared. Sin dejar de lado la jardinería, si haces unos agujeros en la base de la botella y la colocas al revés, puede funcionar como aspersor.

Quizá no sepas dónde guardar las bolsas de plástico. Te damos una idea: corta la base de una botella y deja la boca como dispensador. También puedes usarlas como botes para guardar bolígrafos, cubiertos, maquillaje, cepillos de dientes y, en general, cualquier objeto estrecho y alargado. Asimismo las puedes usar para dejar objetos de uso cotidiano como estropajos, periódicos, monedas…

Un uso original y práctico de las botellas de tamaño de un litro es como paragüero portátil. Cierra el paraguas mojado e introdúcelo en una botella de plástico cortada. De este modo, evitarás mojar superficies de la casa o la tapicería del coche.

Con los tapones de las botellas también puedes fabricar objetos decorativos como salvamanteles. Solo tienes que pegar por el lado varios de ellos. La boca de las botellas, por su parte, tiene un tamaño perfecto para posar velas. Eso sí, ten cuidado de colocar un recipiente que recoja la cera derretida.

Si eres manitas puedes probar a diseñar y fabricar lámparas, bomboneras o cajitas para envolver regalos. Y si posees una vena artística puedes transformar el plástico en… lo que quieras.

Carreteras y viviendas

También las grandes empresas están concienciadas con esta idea de reutilizar el plástico. Algunas camisetas de equipos de fútbol están fabricadas con este material. Por ejemplo, la marca Nike lo usa desde 2010 para algunos de sus diseños. La moda es otro de los sectores que reutiliza el plástico, en este caso para fabricar ropa, mochilas o zapatillas.

A un nivel más profesional, se puede reutilizar el plástico para construir carreteras, como hacen en Útila, una isla hondureña del Caribe. Incluso se pueden construir viviendas con botellas de plástico llenas de arena.

Como dijimos, el límite es tu imaginación. Lo importante es dar una segunda vida al plástico para que no acabe en el contenedor… ni en el mar.

Categorías

"Una manera de hacer Europa"

Plásticos Granada S.A. en el marco del Programa a la Exportación ICEX Next, ha contado con el apoyo del ICEX y con la confinanciación del fondo europeo FEDER. La finalidad de este apoyo es contribuir al desarrollo internacional de la empresa y su entrono.